Jon Lax, el encargado superior de la creación de productos de Realidad Aumentada y Realidad Virtual de Facebook, ha realizado una gran declaración por Twitter. Quizá sin quererlo ha generado un gran hype sobre el futuro de las realidades mixtas. La información fue la siguiente: Aprecio como Fred Wilson asume que la tecnología se crea a largo plazo. Quest es el final de nuestro primer capítulo de VR. Lo que sigue después: las cosas realmente se ponen interesantes. Estamos viviendo el fin de la primera era de Realidad Virtual.

El Tweet de Lax fue tuvieron “corazones” de otros dos ejecutivos de alto nivel de Facebook, Andrew Bosworth (VP AR / VR) y María Fernández Guajardo (Directora de Enterprise, AR / VR). En cierto sentido, dando aprobación de sus palabras.

Con esto sabemos que para Facebook, los Oculus Quest y Oculus Rift S son considerados como los últimos dispositivos de la primera era de la Realidad Virtual. Lo que vendrá será mucho más interesante a nivel ténico y de contenido.

Si analizamos en frio, los Oculus Quest son visores que nos brindan libertad absoluta pero se limita en la calidad gráfica, por otro lado tenemos a los Rift S que es la evolución natural de los Rift, headset PCVR de potencia. Nada nuevo bajo el sol. Son dos conceptos relacionados a proyectos e iniciativas anunciadas hace varios años atrás. Con esto no digo que sea algo malo. La primera generación nos acercó un poco al Ready Player One. Ya estamos alcanzando la libertad de movimiento sin cables y también mover los controles a 6DOF.

Este tweet nos han dado luces para conocer un poco lo que podría venir en el Connect 6; y si recapitulamos lo que hemos visto en el Connect 5 podremos tener ideas claras del futuro sobre la Realidad Virtual en el ¿2022?




Profundicemos un poco más sobre las posibles características que tendrá la segunda etapa del VR.

Deep Focus

¿Se acuerdan de esta función difundida en el Connect 5 que dejó a todos muy intrigados? Es el enfoque variable que se integraría en la Realidad Virtual. Es un sistema de renderización para generar un enfoque ‘personalizado’ según el objeto que está visualizando el usuario.

En esa oportunidad Facebook Reality Labs mostró un prototipo de Headset llamado Half Dome. Este es un visor varifocal con seguimiento ocular, que mueve mecánicamente los paneles de las pantallas para cambiar la distancia focal.

Eye tracking

Eye tracking será una gran función que aportaría un significativo valor en la experiencia inmersiva. Los seres humanos pueden ver con gran resolución en el centro y cuando estamos enfocando nuestra atención en algo. Obviamente los visores tratan de desplegar visualmente todo el campo de visión que su tecnología les permite, pero en un futuro los elementos visibles podrán tener mayor calidad cuando el usuario está enfocándose en un espacio.

Esto lo hace más real y tiene ventajas tecnológicas porque aquellos espacios fuera de la atención ocular podrán tener menor resolución. Ganamos todos, ¿verdad? Si queremos comprobar este tema basta con ver los anuncios de empleos que ha generado Facebook: Electrical Engineer – Eye Tracking in AR/VR

Body Tracking

Había hecho un seguimiento de este tema aquí en Emiliusvgs. La tecnología que nos llevaría a vivir experiencias de Ready Player One está a la vuelta de la esquina. Quizá impulsado por el consumo de horas en Social VR se tratará de trackear y experimentar movimientos naturales del cuerpo humano para representar correctamente nuestro avatar virtual.

Al parecer para captar los movimientos será via un sensor externo al estilo de “Kinect” que ya se conoce hace años. POsiblememente más adelante usaremos trajes 😉

Quiero dejar en claro que si bien Oculus Quest, junto a Rift S, se consideran los modelos últimos (fin de la primera era de Realidad Virtual); no quiere decir que ya estén obsoletos. Les quedan unos 3 años como mínimo para disfrutarlos.

Futuro de la VR

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.